Sistemas económicos

GUILLERMO FÁRBER... SARCASMOS

0
186

Comunismo: Tienes dos vacas. El estado se lleva las dos y te da algo de leche.

Socialismo: Tienes dos vacas. Le das una a tu vecino.

Frascismo: Tienes dos vacas. El estado se lleva las dos y te vende algo de leche.

Burocratismo: Tienes dos vacas. El estado se lleva las dos, le dispara a una, ordeña a la otra y después tira la leche.

Capitalismo tradicional: Tienes dos vacas. Vendes una y compras un toro. Tu rebaño se multiplica y la economía crece. Las vendes y te retiras con los beneficios.

Capitalismo de capital de riesgo: Tienes dos vacas. Vendes tres a tu compañía que cotiza en bolsa, usando letras de crédito abiertas por tu cuñado en el banco, y después ejecutas un swap de deuda por acciones con una oferta general asociada, de modo que te devuelven tus cuatro vacas con una exención de impuestos por cinco vacas. Los derechos por la leche de las seis vacas se transfieren a través de un intermediario a una compañía de las Islas Caimán, cuyos propietarios secretos son los accionistas mayoritarios, que venden los derechos de las siete vacas a tu compañía cotizada. El informe anual dice que la compañía posee ocho vacas, con opción a una más.

Una corporación italiana: Tienes dos vacas, pero no sabes dónde están, así que decides almorzar.

Una corporación francesa: Tienes dos vacas. Te pones en huelga, organizas disturbios y bloqueas las carreteras porque quieres tres vacas.

Una corporación americana: Tienes dos vacas. Vendes una y obligas a la otra a producir la leche que darían cuatro vacas. Más tarde contratas a un consultor para analizar por qué la vaca ha muerto.

Una corporación suiza: Tienes 5 mil vacas. Ninguna te pertenece. Cobras a los dueños por guardarlas.

Una corporación irlandesa: Tienes dos vacas. Una de ellas es un caballo.

Una corporación australiana: Tienes dos vacas. El negocio va bastante bien. Cierras la oficina y te tomas unas cervezas para celebrarlo.

Una corporación china: Tienes dos vacas y a 300 personas ordeñándolas. Aseguras que has alcanzado el pleno empleo y una alta productividad bovina. Arrestas al periodista que informa de la situación real.

Una corporación india: Tienes dos vacas. Les rindes culto.

Una corporación iraquí: Todo el mundo piensa que tienes un montón de vacas. Les dices que no tienes ninguna. Nadie te cree, así que bombardean e invaden tu país. Sigues sin tener vacas, pero al menos ahora eres una democracia.

Una corporación británica: Tienes dos vacas. Ambas están locas.

Una corporación griega: Tienes dos vacas prestadas por bancos franceses y alemanes. Te las comes. Los bancos te llaman para recoger su leche, pero no puedes dársela así que llamas al FMI. El FMI te presta dos vacas. Te las comes. Los bancos y el FMI te llaman para recoger sus vacas y su leche. Estás fuera, cortándote el pelo.

Este meme “Tienes dos vacas” ya era muy conocido antes de que existiera internet. Estas listas parodian los manuales de introducción a la economía, en los que se habla de las limitaciones del sistema de trueque con ejemplos como: “Tienes dos vacas y quieres gallinas, así que tienes que buscar a otro granjero que tenga gallinas y quiera una vaca”.

Compartir
Artículo anteriorJalisco, Alfaro y AMLO
Artículo siguienteLínea 3: destino incierto

Dejar respuesta