CUARTO PODER

0
14

De unas semanas para acá se ha mostrado el “viejo” López Obrador, si se me permite el término. Se alejó del ingenio y el buen humor, se apartó de la tolerancia, y retrocedió un camino avanzado para conquistar a un sector del electorado que no es de sus “duros”, pero que entre el hartazgo y la falta de opciones, coqueteaba con Morena.

CARLOS LORET DE MOLA / El Universal


En pocas palabras, si no sabemos a quién creerle, tan sólo fijémonos en lo que vemos y olvidemos lo que nos prometen.

JOSÉ ELÍAS ROMERO APIS / Excélsior


La corrupción en la Ciudad de México no es un accidente, es un sistema. La Constitución aprobada recientemente es un catálogo para vivir en la utopía anárquica con el telón de los “derechos”. Una constitución en la cual el ciudadano no tiene obligaciones y la noción de Estado se esfuma para darle lugar sólo al patrocinador, al dadivoso repartidor de dinero improductivo.

RAFAEL CARDONA / La Crónica de hoy


Tlajomulco tiene enormes posibilidades, pero tiene que poner la casa en orden y pugnar para que el futuro se encare con conocimiento de causa y, sobre todo, se ponga freno a tantas inversiones que, en vez de legar viviendas decorosas, no han hecho otra cosa que medrar y sembrar problemas sumamente caros de resolver. Son famosas las casas sin drenaje, los fraccionamientos con infraestructura solamente simbólica, carentes de la mínima planeación.

JOSÉ MARÍA MURIÁ / El Informador


¿Con cuál nos quedamos? Un impresentable, imposibilitado para hilar dos ideas originales seguidas. Un “joven brillante y capaz” (dijo Diego Fernández de Cevallos), con un lío de finanzas personales de “apaga la luz y vámonos”. Un “no priísta”, al que la gran masa, no le ha visto ni el pelo.De los independientes, una obcecada y ambiciosilla ex primera dama, que tampoco destaca por propuestas inteligentes y, “el rey de la trampa”, del populacherismo ramplón, Jaime Rodríguez, El Bronco.

CATALINA NORIEGA / El Sol de México


los debates sí mueven la aguja, pero no necesariamente por el conjunto de intervenciones o el desempeño general de un candidato u otro, sino por un gesto, una réplica, un error, un gran acierto.

JORGE G. CASTAÑEDA / El Financiero

Compartir
Artículo anteriorCRIPTO CHIVO
Artículo siguiente¿SÍ AL TPP-11?

Dejar respuesta