CONSUMIDORES PIERDEN CONFIANZA EN LA ECONOMÍA

0
71

El Economista / Durante febrero del 2020 la confianza de los consumidores mexicanos en la economía cayó 4.7% a tasa anual, lo que implicó el recorte más pronunciado en tres años, de acuerdo con cifras desestacionalizadas del Inegi (Instituto Nacional de Estadística y Geografía).

En los dos meses que lleva el año se han presentado variaciones negativas en el Indicador de Confianza del Consumidor (ICC), situación que expresa una moderación de las expectativas de la población respecto de la economía de México y la de sus hogares.

La contracción registrada durante este periodo es la tercera consecutiva, después de poco más de dos años con crecimientos en el optimismo nacional. En diciembre del 2019 la confianza de los consumidores cayó 1.03% y en enero de este año la baja fue de 1.90 por ciento.

En lo que menos confían los mexicanos es en tener posibilidades económicas para que se realicen compras de artículos para el hogar (electrodomésticos, electrónicos, muebles o línea blanca). Este rubro presentó un nivel de confianza de 26 puntos, una cifra significativamente por debajo del umbral mínimo de 50 puntos.

Respecto a la economía, la población también moderó su confianza en la situación actual del país. El indicador de este rubro se ubicó en 40.7 puntos y registró una contracción anual de 4.6 por ciento. Esta situación refleja que se redujo de manera importante el nivel de personas que consideran que hoy el país se encuentra económicamente mejor que hace un año.

Los rubros en los que se identifica mayor optimismo es en las expectativas a futuro, tanto de la economía nacional como al interior de las viviendas. La confianza en que México estará mejor el próximo año que ahora se ubicó en un nivel de 48.2 puntos (casi en el umbral de 50) y la confianza en que sus hogares estarán mejor que ahora se colocó en 56.1 puntos (por encima del umbral de 50).

Pese a que son los dos rubros con mayor nivel de confianza, los niveles son bajos si se comparan con el grado de confianza que expresaban los consumidores mexicanos hace un año. Este febrero del 2020 las expectativas a futuro de México registraron una caída de 11.3% mientras que para el futuro del hogar el optimismo se contrajo 3.4 por ciento.

Otro de los rubros que presentan contracciones importantes en el nivel de confianza de los mexicanos son los que evalúan sus expectativas sobre la estabilidad macroeconómica del país.

Durante febrero del 2020 la confianza en que la situación del desempleo mejore durante el próximo año cayó 7.5% en comparación anual, ligando cuatro meses consecutivos en números rojos.

Las caídas previas fueron: en noviembre del 2019 (0.6%), diciembre (6.5%) y enero (6.2 por ciento). Estas cifras muestran una tendencia de desaceleración importante en la confianza de los mexicanos respecto del mercado laboral.

Este dato se acompaña de los incrementos, aunque modestos, en la tasa de desocupación que a enero del 2020 se ubicó en 3.7%, en enero del 2019 se colocó en 3.5% y en enero del 2018 en 3.3 por ciento.

También cayó la confianza en que el nivel de precios al consumidor se mantenga estable. Durante el segundo mes del año se contrajo 2.5% a tasa anual, ligando tres caídas de 1.1 y 1.4% respectivamente en los dos meses previos.

Dejar respuesta